¿Por qué acudir a terapia familiar?

Los grupos familiares pueden ser muy variados, podemos encontrar así familias sin hijos, con hijos, con ausencia del padre o la madre, extensas, compuestas, entre otras, pero todas tienen en común su función y es brindar a sus integrantes amor, respeto, aceptación y amparo. Veamos lo que nos ofrece la terapia familiar.

Familia que necesita terapia familiar

Los problemas dentro del núcleo familiar siempre están presentes y es que dada la diferencia de caracteres, edades, personalidad, gustos y costumbres es normal que haya discrepancias, generalmente son resueltas de forma rápida sin la intervención de terceras personas, sin embargo, cuando ya son casos recurrentes, la ayuda de un especialista se convierte en la mejor alternativa.

Tal y como indica su nombre, la terapia familiar es el tipo de terapia aplicada por un psicólogo de familia, en el que se interviene no sobre un paciente individual ni sobre una relación de pareja específicamente, sino sobre una unidad familiar.

Las continuas disputas entre los miembros de la familia deterioran la convivencia de tal manera que pueden terminar provocando la disolución de ésta, o peor aún, pueden causar daños psicológicos en algunos integrantes, sobre todo en los niños que pertenecen al grupo familiar, situación que repercute en las relaciones externas con otras personas como por ejemplo con compañeros de estudios, compañeros de trabajo y amigos.

Algunas dificultades que se presentan en el grupo familiar son:

  • Peleas.
  • Dificultades para demostrar sentimientos o deseos.
  • Falta de comunicación.
  • Consumo de drogas y alcohol.
  • Maltrato físico y verbal, golpes y gritos.
  • Incumplimiento de tareas asignadas en el hogar.
  • Desobediencia.
  • Ausencia de respeto.
  • Excesivas normas rigurosas o flexibles, los extremos generalmente son perjudiciales.

Ahora bien, ¿por qué ante estos conflictos es importante acudir a terapia familiar? Porque cuando se presentan de forma continua, terminan convirtiéndose en patrones de conducta que posteriormente se consideran normales y se manifiestan inclusive al entrar en contacto con otros grupos sociales, estos conflictos van deteriorando lentamente la convivencia familiar hasta tal punto que pueden provocar daños irreversibles.

¿En qué consiste la terapia familiar?

Es una psicoterapia que involucra a todo el grupo familiar, es decir, ésta no va dirigida a una persona en particular sino de manera colectiva a toda la familia, consiste en agrupar a todas las personas del entorno familiar, incluso a aquellas que consideren se sienten menos afectadas por el conflicto, para conocer las emociones y comportamientos individuales y cómo estos influyen de manera general. La terapia familiar busca incrementar el respeto, las responsabilidades, la comprensión y el apoyo familiar y crear estrategias para establecer una comunicación efectiva.

La idea de la psicoterapia no es eliminar por completo los conflictos familiares ya que éstos siempre estarán presentes dada la diferencia de carácter de cada persona y la convivencia de muchos individuos en el mismo lugar. La intención es brindar a los integrantes del grupo familiar las herramientas necesarias para afrontar cada situación y modificar las dinámicas de conducta.

Función del Psicólogo en la terapia familiar: lo principal es que sea un profesional objetivo que no tome una posición preferencial por algún integrante en específico, debe valorar la opinión de cada uno y hacer que el resto entienda de manera respetuosa los sentimientos ajenos. Mantener una posición neutra salvo que en algún momento de la terapia se requiera tomar una posición preferencial.

El psicólogo debe investigar la historia de los padres por separado y la relación de ellos como pareja, así como también, la historia de la familia y cada proceso por el que ha pasado.

Familia en terapia psicológica

En las primeras entrevistas familiares se debe determinar:

  • El principal problema por el que acuden a terapia.
  • Quiénes son los más afectados.
  • La relación que existe entre los miembros de la familia.
  • Qué piensa cada integrante de la familia sobre los problemas existentes.

La duración de la terapia familiar va a depender de la cantidad y gravedad de los problemas que presenten, una familia puede acudir a terapia suponiendo que tiene solo una dificultad, un asunto que resolver, pero cuando inicia el proceso psicoterapéutico el especialista puede determinar que realmente se está ante la presencia de varias situaciones disfuncionales. Problemas específicos y simples pueden ser resueltos con pocas sesiones, pero cuando hay situaciones complicadas que generan incluso algunos trastornos como depresión, ansiedad y otros, es probable que las terapias se extiendan a lo largo del tiempo y que este tipo de terapia genere otras adicionales.

Se considera que la terapia familiar ha sido efectiva cuando:

  • Los padres jefes de familia se comprometen a respetarse y respetar a cada miembro del grupo familiar.
  • Se respetan las normas en el hogar.
  • Hay límites establecidos para cada integrante.
  • Los padres se enfocan en el bienestar de sus hijos y dedican tiempo a la relación de pareja.
  • No hay maltrato físico o verbal y se inicia una comunicación efectiva donde cada integrante de la familia pueda exponer sus sentimientos y deseos cuando así lo necesite.
  • Los niños se adaptan fácilmente a los cambios de ambiente como por ejemplo cuando están en casa, cuando están en clases, cuando están compartiendo con amigos.
  • Hay apoyo económico y moral entre los padres.

La temprana atención a los problemas familiares puede contribuir a la disminución de casos de familias disfuncionales y, por consiguiente, al incremento de familias sanas donde se respetan los desacuerdos y errores de cada integrante y se estimule la feliz convivencia.

Si deseas más información sobre nuestras consultas psicológicas, precios, horarios o deseas agendar una consulta con alguno de nuestros especialistas, te invitamos a contactarnos a través del formulario de contacto que está en la parte inferior o escribiéndonos a nuestra línea WhatsApp (318) 802-9859. También a través de nuestro chat online puedes contactarnos.

No te olvides de seguirnos en nuestras redes sociales para mantenerte informado de todo lo nuevo que siempre estamos ofreciendo, búscanos en Instagram como @psicologobogota94, en Facebook como @psicologoenbogota y en LinkedIn como Psicólogo en Bogotá. ¡Y mantente al día con todas nuestras novedades y consejos!

Scroll al inicio
Abrir chat
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?